/ jueves 11 de mayo de 2023

Custodios en Mil Cumbres paran actividades

Los custodios exigen la medida sobre el ingreso de sus propios alimentos a la instalaciones

Morelia, Michoacán (OEM Infomex).- Trabajadores de Custodia en el penal de Mil Cumbres de Morelia están en paro de brazos caídos como protesta por algunas reglas internas impuestas desde la Dirección del Sistema Penitenciario.

Son los integrantes de la Tercera Compañía de Custodios quienes ahora exigen que puedan ingresar sus propios alimentos, medida que se les prohibió desde hace algunas semanas, al igual que a los internos. Por instrucciones que les hicieron llegar mediante un oficio, se les informa que solo pueden consumir comida preparada en el penal, por lo que tampoco tienen permiso para salir a comercios que estén cerca de la zona.

En entrevista, el familiar de un interno reveló a El Sol de Morelia que a partir de la pandemia ya no ha sido posible que se ingrese comida a Mil Cumbres, pero la que se vende al interior es sumamente cara. El platillo más económico cuesta 60 pesos, sólo que no es suficiente para un adulto, así que deben optar por unos más elaborados que cuestan entre 120 y 150 pesos.

“Eso es en el día de visitas, cuando nosotros podemos pagarles, pero a diario de deben conformar con las raciones pobres que les dan”, señaló el familiar, quien añade que tampoco les pueden llevar otros productos como agua, cigarros o accesorios, ya que todo eso se vende adentro “y es controlado por las mafias del penal”.

Detalló que hasta ayer los custodios sí estaban trabajando, pero todos se formaron para recibir la comida elaborada por los empleados, la misma que consumieron internos y visitantes.

Morelia, Michoacán (OEM Infomex).- Trabajadores de Custodia en el penal de Mil Cumbres de Morelia están en paro de brazos caídos como protesta por algunas reglas internas impuestas desde la Dirección del Sistema Penitenciario.

Son los integrantes de la Tercera Compañía de Custodios quienes ahora exigen que puedan ingresar sus propios alimentos, medida que se les prohibió desde hace algunas semanas, al igual que a los internos. Por instrucciones que les hicieron llegar mediante un oficio, se les informa que solo pueden consumir comida preparada en el penal, por lo que tampoco tienen permiso para salir a comercios que estén cerca de la zona.

En entrevista, el familiar de un interno reveló a El Sol de Morelia que a partir de la pandemia ya no ha sido posible que se ingrese comida a Mil Cumbres, pero la que se vende al interior es sumamente cara. El platillo más económico cuesta 60 pesos, sólo que no es suficiente para un adulto, así que deben optar por unos más elaborados que cuestan entre 120 y 150 pesos.

“Eso es en el día de visitas, cuando nosotros podemos pagarles, pero a diario de deben conformar con las raciones pobres que les dan”, señaló el familiar, quien añade que tampoco les pueden llevar otros productos como agua, cigarros o accesorios, ya que todo eso se vende adentro “y es controlado por las mafias del penal”.

Detalló que hasta ayer los custodios sí estaban trabajando, pero todos se formaron para recibir la comida elaborada por los empleados, la misma que consumieron internos y visitantes.

Local

Disminuye 88 pesos la canasta básica en Zamora; Merza es el más barato

La canasta básica se compra con 1058 pesos en el mercado de Merza en Zamora

frontpage

Zamora se ubica en el segundo lugar estatal con más homicidios dolosos

De enero a abril se registraron en el municipio 132 homicidios, en tanto que el primer lugar lo ocupa Morelia con 162

Local

Últimos días para solicitar la reimpresión del INE en Zamora

La siguiente semana vence el plazo para realizar la reimpresión del INE en Zamora

Policiaca

Asesinan a dos jóvenes en colonia Arcoiris de Jacona

El asesinato de los jóvenes ocurrió la noche del domingo en la colonia Arcoiris de Jacona

frontpage

Renueva Cherán su Concejo Mayor de Gobierno

En asambleas y a mano alzada fueron electos los 12 nuevos integrantes del concejo

Local

El bombardeo de nubes para provocar lluvias es poco efectivo: Investigadores

No hay una demostración científico que avale sus resultados, coinciden Guillermo Murray Tortola y Octavio Muñoz Torres