/ jueves 7 de mayo de 2020

Encierro lleva a la frustración a karateca michoacana

Ararat Amezcua se prepara para el Campeonato Mundial que se desarrollará en Polonia en septiembre

Morelia, Michoacán (OEM-Infomex).- La karateca michoacana, Ararat Amezcua Arroyo, confesó que la contingencia por Covid-19 comienza a generarle consecuencias emocionales, entre los que destacó la frustración.

En entrevista con el Sol de Morelia, la artemarcialista expresó que la contingencia ya le está produciendo cambios mentales, pues argumentó que en su caso siempre ha sido una deportista proactiva y las circunstancias de la cuarentena le hacen estar al límite.

Al cuestionarle cómo llega a dominar las emociones, la mundialista compartió que además de los aspectos deportivos, la lectura es un hábito que le ha ayudado a mantenerse tranquila, "el aferrarme a Dios también me ha servido para ganar paciencia".

Por otra parte, detalló que dedica alrededor de 3 horas y media al día a sus entrenamientos, pero señaló que es complicado porque las condiciones cambian totalmente al realizarlo dentro de su hogar.

"Yo estoy acostumbra a entrenar sin tenis, entonces estarlo haciendo en un piso duro no me genera la confianza a la que estaba acostumbrada, es una realidad que sí extrañamos nuestro espacio de trabajo".


Respecto a su participación en el Campeonato Mundial de la especialidad que está previsto para el mes de septiembre, Amezcua Arroyo consideró que tendrá tiempo suficiente para prepararse y llegar al 100 por ciento.

Y es que subrayó que el plan de entrenamiento al que se ha estado sujetando, es el adecuado para cumplir con los objetivos que se ha trazado, además de que resaltó que todo está enfocado en mejorar detalles técnicos como la rápidez y la resistencia.

"Es normal perder ritmo cuando dejas de entrenar como lo venías haciendo, pero aquí ha sido fundamental no dejar de hacer lo que me mandan, estar trabajando de lunes a sábado y haciendo espacio para detallar la planificación".

En este sentido y luego de haber obtenido medalla de bronce en la edición del año pasado, la michoacana dijo que el reto es superarse y pelear por lo más alto en el pódium.

Abundó que la experiencia que consiguió en 2019 es un factor importante para tener una alza en su nivel de competencia y lo que la hace ponerse como meta la medalla de oro en la competencia que tendrá como sede Polonia.

"El haber tenido participación en el mundial anterior es algo positivo, pues ahora con la experiencia obtenida, ya sé cómo manejar las situaciones, tengo una idea de qué es a lo que me voy a enfrentar y cómo debo afrontarlo".

De la misma forma, en este tipo de justas de roce internacional, Ararat Amezcua puntualizó que la parte mental juega un papel importante, donde inclusive, afirmó que tiene un grado de relevancia del 80 por ciento.

Si bien no deja de lado los aspectos físicos y la condición atlética, insistió que la fortaleza anímica y mental pueden estimular que el atleta tenga un buen desarrollo durante la competencia.

Cabe mencionar que Ararat Amezcua inició su camino por el karate a los 12 años de edad, cuando a su secundaria llegó un programa de jóvenes talentos y tras realizar pruebas físicas, se le otorgó una beca para que se pudiera desarrollar en la disciplina.

Actualmente, la michoacana compite en la división de 18-20 años en menos de 56 kilógramos.

Morelia, Michoacán (OEM-Infomex).- La karateca michoacana, Ararat Amezcua Arroyo, confesó que la contingencia por Covid-19 comienza a generarle consecuencias emocionales, entre los que destacó la frustración.

En entrevista con el Sol de Morelia, la artemarcialista expresó que la contingencia ya le está produciendo cambios mentales, pues argumentó que en su caso siempre ha sido una deportista proactiva y las circunstancias de la cuarentena le hacen estar al límite.

Al cuestionarle cómo llega a dominar las emociones, la mundialista compartió que además de los aspectos deportivos, la lectura es un hábito que le ha ayudado a mantenerse tranquila, "el aferrarme a Dios también me ha servido para ganar paciencia".

Por otra parte, detalló que dedica alrededor de 3 horas y media al día a sus entrenamientos, pero señaló que es complicado porque las condiciones cambian totalmente al realizarlo dentro de su hogar.

"Yo estoy acostumbra a entrenar sin tenis, entonces estarlo haciendo en un piso duro no me genera la confianza a la que estaba acostumbrada, es una realidad que sí extrañamos nuestro espacio de trabajo".


Respecto a su participación en el Campeonato Mundial de la especialidad que está previsto para el mes de septiembre, Amezcua Arroyo consideró que tendrá tiempo suficiente para prepararse y llegar al 100 por ciento.

Y es que subrayó que el plan de entrenamiento al que se ha estado sujetando, es el adecuado para cumplir con los objetivos que se ha trazado, además de que resaltó que todo está enfocado en mejorar detalles técnicos como la rápidez y la resistencia.

"Es normal perder ritmo cuando dejas de entrenar como lo venías haciendo, pero aquí ha sido fundamental no dejar de hacer lo que me mandan, estar trabajando de lunes a sábado y haciendo espacio para detallar la planificación".

En este sentido y luego de haber obtenido medalla de bronce en la edición del año pasado, la michoacana dijo que el reto es superarse y pelear por lo más alto en el pódium.

Abundó que la experiencia que consiguió en 2019 es un factor importante para tener una alza en su nivel de competencia y lo que la hace ponerse como meta la medalla de oro en la competencia que tendrá como sede Polonia.

"El haber tenido participación en el mundial anterior es algo positivo, pues ahora con la experiencia obtenida, ya sé cómo manejar las situaciones, tengo una idea de qué es a lo que me voy a enfrentar y cómo debo afrontarlo".

De la misma forma, en este tipo de justas de roce internacional, Ararat Amezcua puntualizó que la parte mental juega un papel importante, donde inclusive, afirmó que tiene un grado de relevancia del 80 por ciento.

Si bien no deja de lado los aspectos físicos y la condición atlética, insistió que la fortaleza anímica y mental pueden estimular que el atleta tenga un buen desarrollo durante la competencia.

Cabe mencionar que Ararat Amezcua inició su camino por el karate a los 12 años de edad, cuando a su secundaria llegó un programa de jóvenes talentos y tras realizar pruebas físicas, se le otorgó una beca para que se pudiera desarrollar en la disciplina.

Actualmente, la michoacana compite en la división de 18-20 años en menos de 56 kilógramos.

Municipios

Ligas de futbol en Uruapan reanudarán juegos a finales de julio

Las autoridades municipales alistan las medidas sanitarias a fin de prevenir el contagio de Covid-19 en esta actividad

Local

Instalarán nueva red de electricidad en Seguridad Pública de Zamora

Sustituirán 100 centímetros de ancho de cableado en la Dirección de esta dependencia

Local

Frente sindical amenaza con castigar a partidos políticos en Michoacán

Entre las principales demandas del FESEMSS está la de establecer una mesa de diálogo con el gobierno del estado

Local

Brindan apoyo a 114 mujeres víctimas de violencia en la última semana

La Secretaría de Seguridad Pública atendió los llamados, teniendo como resultado tres detenidos

Futbol

Atlas Femenil reporta a dos jugadoras contagiadas por Covid-19

Así es como el equipo ha sido otro de los afectados por la pandemia

Sociedad

Escobedo inicia operativos contra fiesteros para evitar más casos de Covid-19

Las autoridades realiza los operativos de noche para diluir así las reuniones durante la pandemia

Sociedad

Diputada presidenta de la Comisión de Equidad da positivo a Coivd-19

Wendy Briceño Zuloaga espera continuar brindando atención a la ciudadanía en próximas semanas

Política

Comité Técnico del INE emite lista para entrevistar a 60 aspirantes a consejeros electorales

De este modo el Consejo Técnico, tras evaluar a 164 aspirantes, seguirá este 9 de julio y, hasta el 13 de julio, con el mecanismo de selección

Municipios

Buscan certificar zona de luciérnagas de Tlalpujahua para su conservación

Actualmente esas áreas son de propiedad privada, comunal y ejidal