imagotipo

Apretado empate

Francisco Javier Gómez Quintero
Zamora, Michoacán.- Con una anotación que despertó la duda, al pegar en el horizontal y en poste izquierdo después del rebote en el pasto, el asistente dos señaló que el esférico rebasó la línea de gol antes de que se estrellara en el poste y saliera el balón del área chica.
En un buen encuentro lleno de constantes jugadas de peligro en ambas porterías los equipo Deportivo Palo Alto dividió unidades con El Hueso al empatar el partido a dos tantos, donde los reclamos al árbitro central Joel Díaz fueron constantes al señalar las faltas, le exigían el cartón preventivo y rojo.
Desde el arranque del cotejo los equipos se lazaron al ataque en busca de ponerse adelante en el marcador, las acciones de peligro se observaron constantemente en ambas porterías, pero les fallaba la puntería al hacer el remate o dejar en las manos de los cancerberos la pelota.
Gerardo Flores fue el encargado de hacer llegar al invitado de honor para el Deportivo Palo Alto, esto no cambió el ritmo de juego, continuó muy acelerado y muy peleado en todo el campo B de la unidad deportiva El Chamizal.
El conjunto de rojo y negro (Deportivo Palo Alto) presionaba fuerte al rival desde que tomaban el balón, esto para tratar de recuperarlo lo más pronto posible e iniciar el avance en busca de aumentar sus cifras.
Sin perder detalle los estrategas ajustaban las líneas tanto a la defensiva como a la ofensiva, lo que le dio un tono muy atractivo al encuentro, y cuando más presión ejercía el Deportivo, Mario Ramírez consigue el tanto de la igualada a unos.
Los equipos no bajaban la guardia, llegaban con posibilidades de cambiar las cifras pero se les negaba la anotación; al cometer las faltas le pedían al nazareno que les mostrará el cartón preventivo los cuales otorgaba de acuerdo a su criterio.
El partido estaba al rojo vivo, lleno de jugadas de peligro, sin tener un solo dueño la pelota, esto aumentaba el nerviosismo en los aficionados que apoyaban a su equipo, y Oscar Peña le devolvía la ventaja al Deportivo Palo Alto en la segunda parte.
Con la ventaja a su favor los rojinegros no cedían terreno, defendían el gol atacando constantemente a los de morado (El Hueso) que hacía lo posible por empatar de nueva cuenta el marcador.
Las acciones se pusieron muy fuertes en la disputa del balón, las faltas eran constantes para ambos lados, llegaban con mucha fuerza o tarde y esto detenía constantemente el encuentro, parecía que el Deportivo se llevaría los tres puntos pero en una jugada por el carril izquierdo le pega Mario Ramírez al balón que se estrella en el horizontal y sigue su camino para rebotar en el pasto y pegar en el poste izquierdo de la cabaña defendida por Marco Aviña.
Parecía que no había cruzado la circunferencia el balón de la línea de gol, pasaron algunos segundos y el asistente dos señala el centro del campo dando por buena la anotación, esto provocó el reclamo de los dirigentes y jugadores del Deportivo Palo Alto.
A pesar de las reclamaciones el nazareno Joel Díaz dio por bueno el gol con el que El Hueso empataba el partido a dos goles, los últimos minutos del cotejo se vivieron con mucha intensidad en los que no se movió el marcador y se dividían los puntos en el campeonato de liga en la categoría Segunda Dos.