imagotipo

A prueba la democracia de países en el mundo

  • Observación

El sabio puede sentarse en un hormiguero, pero sólo el necio se queda sentado en él.

Proverbio chino

En efecto, países de distintos continentes están poniendo a prueba la democracia establecida en sus gobiernos, pues se ha incrementado el disgusto por la pobreza y la injusticia que en países que eran tomados como ejemplo de justicia han cambiado y ahora muestran la voracidad y el oportunismo para mantener sojuzgados a países subdesarrollados.

Pero esto ocurre no solo en los países mencionados porque también los que están en desarrollo y hasta los de primer mundo, luchan por evitar que los gobiernos democráticos sean ahora víctimas de sus libertades y sistema de justicia y tienen que soportar que los nuevos gobiernos provengan de una campaña populista.

Si bien es cierto que Cuba, desde gran parte del siglo pasado, optó por un régimen dictatorial y abrazó el comunismo; otros países como Venezuela, Brasil, Argentina, Ecuador y Bolivia, entre otros, han pretendido establecer gobiernos parecidos al cubano con un resultado negativo para sus ciudadanos.

Es así como los países mencionados han ido decayendo en el concierto mundial de la economía y algunos de ellos ya han modificado su inclinación izquierdista y ahora luchan por reestablecer la economía de sus países y la aceptación del conjunto mundial de naciones.

Estados Unidos de América (EUA), también ha continuado con un gobierno democrático, pero ahora el presidente Donald Trump gobierna gracias al apoyo que obtuvo con el uso de lemas y promesas populistas de derecha, haciendo gala de un gobierno, que aunque es democrático, pretende establecer una nueva forma de convenir con el resto del mundo, mediante su arenga, “Primero EUA”.

Sin entrar en debate, creo yo que uno de los mejores presidentes de EUA a sido Barack Obama, a quien dejaron enorme y complejo país que se encontraba en estado de descomposición y con una enorme deuda.  Además le heredaron el problema de hipotecas.  Obama supo ser un presidente que evitó el colapso económico de EUA, fortaleció los lasos de amistad con el resto del mundo y dio cátedra sobre prudencia y energía en su cometido.

Ahora esta lucha política toca a México durante la elección que tendrá lugar en 2018. Más tarde se tendrá en Brasil y después se ventilará en Bolivia, Argentina y Ecuador prácticamente la tuvieron entre este 2017 y el 2016, sus nuevos presidentes han emprendido la lucha contra sus antecesores Cristina Kirchner  y Rafael Correa, y en Bolivia el presidente Evo Morales que pretende establecerse como dictador y no atender el voto popular.

Los ojos del mundo, por ahora, están puestos en México porque ha trascendido que, hoy como nunca antes, podría triunfar el populismo en nuestro país con la posibilidad de triunfo de Andrés López Obrador, de quien piensan que podría ganar las elecciones del 2018.

En el terreno de Ecuador, precisamente este fin de semana regresó a ese país el anterior presidente Rafael Correa, pues todo indica que el actual presidente Lenin Moreno que fue apoyado por su antecesor, no solo no ha llevado a cabo la encomienda de Correa, sino que ha devuelto la participación a los ciudadanos y Correa pretende “voltearle la tortilla”.

Por lo que corresponde a Venezuela, de todos es sabida la enorme lucha que ha sostenido el pueblo venezolano desde hace más de 10 años primeramente con Hugo Chávez y ahora con su sucesor Nicolás Maduro, que el primero ganó las elecciones y después se mantuvo en el poder hasta su muerte y heredó el mando a Maduro que ha empobrecido ese país. De tal suerte que este país que fue emporio de recursos económicos a la fecha se ha declarado no poder pagar la enorme deuda que tiene.

Mauricio Macri, presidente de Argentina, quitó el gobierno a los Kirchner y poco a poco ha ido ordenando el rumbo de su país, de tal suerte que todo indica que la cuestión económica habrá de enderezarse durante su gobierno, porque el endeudamiento que se debía era muy grande y se lo heredó Cristina Fernández de Kirchner.

Por su parte Evo Morales, un estadista que fue elegido por las masas de gente que menos tienen en la república de Bolivia, quien supo ganarse a la gente a través de palabras y después en su primer mandato con obras, todo indica que ha decidido continuar en el poder y trata de establecer una dictadura en su país.

Brasil también llevará próximamente elecciones y todo indica que será muy pareja la lucha electoral en ese país, porque aun cuando fue destituida la presidenta Dilma Rousseff y entró en su lugar el entonces vicepresidente y ahora presidente de Brasil Michel Temer, ha dejado mucho que desear para los brasileños y se espera una contienda electoral competida.

También está en una situación difícil el futuro de Colombia, porque aunque se llevó a cabo la paz con los integrantes del Frente Armado Revolucionario de Colombia (FARC), gran parte de la ciudadanía no está de acuerdo con que en las próximas elecciones de su país, participen candidatos a los cargos de gobierno, integrantes de quienes mantuvieron una guerra de guerrillas contra el gobierno colombiano en turno por más de 50 años.

Esta situación en el mundo en general y en Continente Americano en particular puede decirse que están en una encrucijada y solo el valor de unos y la sabiduría de otros podrá señalar el camino que cada país debe seguir. Habrán quienes digan estamos bien, otros que no estén de acuerdo y muchos más que nada dicen.

¡Ese es el punto!